VIVIR SIN PENSAR, VIVIR EN PLENITUD